Añadido al carrito
  1. Home
  2. Blog Brother España
  3. Transformación Digital
  4. 2019
  5. Por qué necesitas una impresora compatible con encriptación de datos
Candado con forma de corazón

Por qué necesitas una impresora compatible con encriptación de datos

  • 3 minutos

Los ordenadores y los móviles no son el único blanco de ciberataques en la red. Te explicamos por qué deberías usar impresoras con encriptación de datos en tu negocio y una serie de consejos para mejorar la seguridad de tu impresora conectada a la red.

¿Qué es la encriptación de datos y cómo funciona?

Encriptar es básicamente proteger una serie de datos mediante una contraseña. Cuando el emisor del mensaje envía una comunicación, el receptor deberá tener a mano la contraseña o clave de cifrado, de manera que pueda interpretar los datos que le llegan y descifrar el mensaje. Sin esa contraseña, aunque alguien se haga con el mensaje, no podrá interpretarlo con lo que la información permanecerá protegida.

Existen tres tipos de encriptación de datos:

  • El cifrado simétrico; en el que se usa la misma clave para cifrar y descifrar los archivos.
  • El cifrado asimétrico; en el que se usa una clave pública y otra privada, con lo que es imposible deducir una a través de la otra.
  • El cifrado híbrido, en el que se utiliza una combinación de ambos métodos, lo que resulta más conveniente en ciertas situaciones.

Las impresoras, el eslabón más débil de la ciberseguridad de tu empresa

Un estudio de 2016 indicaba que alrededor de un 60% de los ciberataques vienen a través de las impresoras. Un porcentaje mucho mayor que el que afecta a los propios equipos informáticos. No obstante, la mayoría de las medidas de protección se centran en los propios ordenadores, dejando a los dispositivos de impresión como un elemento secundario y al que no se le presta la debida atención. Actualmente la gran mayoría de impresoras están conectadas a la red para facilitar la impresión desde cualquier dispositivo, como los smartphones; con lo que la importancia de proteger estos dispositivos es aún mayor.

Debido a que los lenguajes de impresión son estándar (Postscript, GDI o PCL) y cualquiera podría interpretarlos y acceder a la información, la encriptación de datos protege los archivos de manera que incluso aunque se produzca un acceso no autorizado y se haga con datos confidenciales, será imposible interpretarlos y leerlos, aportando una seguridad esencial para proteger a toda la organización.

A la hora de cambiar impresoras obsoletas por equipos nuevos es imprescindible asegurarse de que estos nuevos dispositivos puedan conectarse dentro del certificado de la red de la organización. La mayoría de las impresoras no disponen de su propio certificado de seguridad pero sí deben tener la capacidad de ser compatibles con los certificados SSL (Secure Socket Layer) o TLS (Transport Layer Security) de la red de la empresa.

La impresora no solo puede ser vulnerable por sí misma, sino que puede ser una puerta de entrada a toda la red interna de la empresa, dejando al descubierto datos e información privada que no debería caer nunca en manos de terceros. El primer paso para crear una buena seguridad es procurar no dejar puertas traseras abiertas, pero en el caso de que esto falle, es imprescindible que el atacante no pueda leer los datos, y ahí es donde entra en juego la encriptación.

Consejos para mejorar la seguridad de tu impresora conectada a la red

Protege tu negocio siguiendo estas claves para optimizar la seguridad de tu organización ante ciberataques:

  • Crear redes separadas. Es mejor tener una red interna para uso exclusivo de la empresa y otra separada para visitas.
  • Limitar la intensidad de la señal. Es más seguro conectar los equipos por cable que de manera inalámbrica, pero si es imprescindible, mejor que la señal no sea muy potente para que atacantes en el exterior tengan más dificultades para captarla y entrar en ella.
  • Actualizaciones constantes. Es importante contar con la última versión del software y firmware del dispositivo que arreglen bugs y fallos de código que podrían ser usados por los atacantes.
  • Encriptación de datos. En el caso de que haya una brecha en la seguridad, la encriptación de datos garantizará que el atacante no pueda interpretarlos.

La encriptación de datos es fundamental para el movimiento de información en el ámbito corporativo tanto interno como externo. Es vital asegurarse de que todos los dispositivos, desde los equipos informáticos a las impresoras, puedan trabajar con cifrado de manera que no haya fallos evidentes que un atacante externo pueda utilizar.

Mas de Transformación digital

También te puede interesar

Volver arriba