1. Home
  2. Blog Brother España
  3. Impresión
  4. 2015
  5. Como reciclar cartuchos en 3 pasos
Embalajes de cartuchos Brother

Cómo reciclar cartuchos en 3 pasos

  • 1 minutos

Reciclar es vivir. Esta máxima es quizá una de las que mejor ha interiorizado la sociedad española en las últimas décadas. Sin embargo, lo que muchos ignoran es que el reciclaje va más allá de los contenedores verde, amarillo y azul. Por ejemplo, de un tiempo a esta parte reciclamos pilas. ¿Por qué no hacer extensible también esta concienciación medioambiental a los cartuchos de las impresoras? Tanto su continente como su contenido son contaminantes y pueden tener consecuencias devastadoras en naturaleza y en los humanos – el plástico por ejemplo, tarda mínimo 300 años en descomponerse por completo…

Es por esto que, los fabricantes necesitamos tu ayuda para favorecer que el impacto medioambiental sea el mínimo posible. Los pasos para dar salida de manera sostenible a los consumibles son sencillos, y son de esos pequeños gestos, que como se suele decir, pueden conseguir grandes cosas. 

En primer lugar hay que diferenciar si nuestro cartucho es tóner o de tinta, pues, aunque muy similar, el procedimiento varía en cada caso.

Si queremos reciclar cartuchos de tinta, los pasos son los siguientes:

Solicita tu sobre en nuestra web. Una vez que lo has recibido en tu domicilio, introduce el cartucho agotado y deposítalo en un buzón de Correos.

Respecto a los cartuchos de tóner, cabe mencionar que el proceso es diferente dependiendo de las unidades que se vayan a reciclar. 

Este programa de reciclaje sólo acepta cartuchos de Brother, por lo que no pueden aceptarse consumibles compatibles o de otros fabricantes. Si quieres reciclarlos y ese es tu caso, contacta directamente con ellos, pues afortunadamente, ¡cada vez somos más los que reciclamos!

Y un apunte más: si también quieres reciclar tu impresora, en este otro post te explicábamos cómo hacerlo: ¿Qué hago con mi viejo equipo?

Ya no tienes excusas, ¡a reciclar se ha dicho!

Mas de Impresión

También podría gustarte

Volver arriba