Añadido al carrito
  1. Home Brother
  2. Blog Brother España
  3. Transformación Digital
  4. 2021
  5. 2 formas de ser más sostenibles en negocios de retail
2 formas de ser más sostenibles en negocios de Retail

2 formas de ser más sostenibles en negocios de retail

‘Ser verde’ no es solo una obligación moral por parte de las organizaciones hoy en día, las políticas de sostenibilidad también pueden ayudar a atraer más negocio y a hacer las operaciones habituales más eficientes.

En una sociedad en constante cambio y cada vez más enfocada en un modelo de justicia social, la ética ha saltado a la palestra y ha acaparado importantes conversaciones. Las expectativas del cliente sobre el impacto positivo se han extendido también a las marcas que compran.

Según un estudio realizado por Brother a decisores de negocio en retail de toda Europa occidental, la sostenibilidad ha de estar entre las prioridades de los comercios minoristas en la actualidad: la mayoría de las pymes y grandes empresas de este sector piensan que tienen la obligación de comportarse de manera sostenible (68%) y que su futuro éxito dependerá de gestionar la sostenibilidad de sus operaciones (64%). Esto confirma que las empresas están poniendo la Responsabilidad Social Corporativa (RSC) en un puesto preeminente de su agenda comercial. Como parte de esta tendencia, tres cuartas partes de los minoristas (73%) están revisando y buscando de forma activa cómo mejorar sus políticas de sostenibilidad, y la digitalización está jugando un papel importante a la hora de impulsar este aspecto.

En definitiva, ¿qué tienen que hacer las empresas para ser más verdes?

1. Mejorar la sostenibilidad mediante la digitalización

Muchos minoristas ya han invertido en herramientas de digitalización que les ayuden a reducir su volumen de impresión. Dos de cada cinco de los encuestados (43%) ya utilizan escáneres para digitalizar documentos físicos, como albaranes, para una gestión y archivo más sencillos.

Casi la mitad de los retailers (47%) aseguran estar empezando a utilizar recibos electrónicos. Esto tiene el beneficio de reducir la cantidad de impresiones y por tanto evitar un potencial desperdicio de papel. La sostenibilidad es, sin embargo, solo una pequeña parte de los beneficios que esto aporta.

Los minoristas también pueden utilizar esto para mejorar sus analíticas sobre quién compra a lo largo del día y unir los datos de búsquedas en la web con los de compras en la tienda, por ejemplo. También les ofrece una buena herramienta para interactuar con sus clientes tras la compra, dándoles información útil sobre las devoluciones o sobre cómo utilizar el producto. Además, es un modo de recordar la marca y, por tanto, mejorar su reconocimiento.

Pero incluso con la digitalización, la mayoría de los comercios minoristas son empresas todavía fuertemente basadas en la impresión, ya que hay un amplio abanico de productos críticos para el negocio que están relacionados con ella, como la cartelería en tienda, las etiquetas de envío o de precios, los albaranes y recibos u otros materiales de marketing.

Tres cuartos de los encuestados tienen una política de sostenibilidad (76%), que normalmente se centra en el reciclado y la eficiencia del hardware, pero también se extiende al empaquetado, el aprovisionamiento, la huella de carbono y el uso de plásticos.

2. Reparar, no remplazar

La sostenibilidad de la impresión puede mejorarse alargando el ciclo de vida útil de los equipos.

Una de las maneras de lograrlo, y reducir así el desperdicio, es llevar a cabo reparaciones modulares para arreglar averías en lugar de reemplazar un equipo completo que, aparte de eso, funciona perfectamente. El 76% de los minoristas aseguran que la capacidad de reparar o reemplazar componentes individuales de una impresora averiada es un importante criterio en su elección de un nuevo equipo.

Las reparaciones tienen la ventaja añadida de reducir costes para la empresa, además de los claros beneficios medioambientales, al limitar los procesos industriales de fabricación y la utilización de las materias primas asociadas.

Ahora que los minoristas empiezan a demandar mejores ciclos de vida útil, es necesario que haya un cambio también en la industria. Los fabricantes de equipos de impresión deben adoptar un punto de vista más a largo plazo, y garantizar a sus clientes que sus dispositivos están diseñados para durar. 

Una vez que las impresoras alcanzan el final de su vida útil es necesario asegurarse de que son reciclables. Tres cuartos de los minoristas (75%) están de acuerdo en que las impresoras deberían ser reparadas/ renovadas al final de su servicio, en línea con su compromiso con el reciclaje y como parte de su política de sostenibilidad.

Por ende, es necesario que los fabricantes de este sector apoyen estas premisas ayudando a sus clientes a reciclar sus dispositivos al final de su servicio y que ofrezcan un sistema sencillo y directo de reciclado de cartuchos. En consecuencia, las empresas necesitan trabajar con proveedores que reconozcan la importancia de manejar su parque de impresión de manera eficiente y sostenible, tanto por razones comerciales como de Responsabilidad Social Corporativa.

En definitiva, la digitalización y el reciclaje son dos factores indivisibles que llevarán a las empresas a ser “más verdes” y a garantizar a sus usuarios que son responsables con el entorno cumpliendo con todas las exigencias intrínsecas que demandan tanto la sociedad como el medio ambiente.

Más de Transformación digital

También podría gustarte

Volver arriba